LLegar a Nueva York

Una de las primeras dudas que se pueden plantear al llegar a Nueva York, a cualquiera de sus aeropuertos, es cómo llegar hasta el centro de la ciudad, en Manhattan, o al alojamiento que normalmente tendrás reservado.

Nosotros íbamos a llegar al aeropuerto JFK más o menos a mediodía y teníamos que desplazarnos hasta Times Square puesto que teníamos el hotel muy cerca de la famosa plaza, uno de los centros neurálgicos de la ciudad. La ventaja de esta ubicación es que está en medio de todo y muchos transportes públicos pasan por ella o muy cerca, una desventaja: el tráfico de coches y autobuses en esa zona es un infierno.

Existen varias opciones para hacer el trayecto entre el aeropuerto y la ciudad que dependen del presupuesto, la hora del día y el nivel de comodidad que desees. Nosotros estuvimos contemplando varias: transporte exclusivo con chófer, transporte compartido con chófer, taxi y transporte público. Después de mucho buscar y comparar, nos decidimos por el transporte público y enseguida entenderéis por qué.

Transportes con chófer

Si buscáis por Internet encontraréis decenas de empresas que ofrecen desplazamientos con chófer para llegar a Nueva York desde los aeropuertos y el lugar de vuestra elección en la ciudad. Las opciones “exclusivas” son muy caras (desde 60$ por pasajero) y las “compartidas” solo caras (desde 20$ por pasajero), aunque más baratas que los taxis. Aunque pueda resultar un servicio atractivo (si puede pagarse) hay varias cosas a tener en cuenta para ambas opciones:

  • importes de los peajes a pagar por el pasajero (no suelen estar incluidos en la tarifa)
  • importe de las propinas (tampoco suele estar incluido)
  • límite de equipaje incluido en la tarifa base (el adicional se paga aparte)
  • duración del trayecto (no te lo pueden asegurar por que no se puede controlar el tráfico), pero lo habitual es entre 1 y 2 horas
  • es difícil concretar la hora de recogida puesto que no sabes cuánto tiempo vas a necesitar para recoger maletas y pasar los trámites de aduanas (y los chóferes cobran el tiempo de espera como extras sobre la tarifa fijada)
  • revisad los comentarios en Tripadvisor sobre la empresa que penséis elegir, no tengáis una sorpresa

En conclusión: con estas opciones, cuyo precio base ya es elevado, no sabes cuánto acabarás pagando ni cuánto tiempo te tomará llegar a tu destino.

Taxi

Otra opción para llegar a Nueva York es el taxi. Esta opción es parecida a la reserva previa de transporte con chófer, el precio está a medio camino entre el transporte exclusivo y el compartido (unos 60$ por taxi), y el resto de puntos son iguales: propinas, peajes, duración del trayecto, extras por equipaje.

Añadiría la posible dificultad de encontrar un taxi libre en el aeropuerto dependiendo de la hora del día a que se llegue o de la afluencia de pasajeros.

Transporte público

A priori, puede parecer la opción más complicada o cansada, ya que tendrás que acarrear y vigilar tus maletas durante todo el trayecto y después del viaje en avión eso no es lo que más apetece y estar pendiente de las indicaciones y letreros para no perderse, pero tiene algunas ventajas además de ser la más barata y no resulta tan complicado si miras bien la ruta y las combinaciones.

En nuestro caso, tras recoger las maletas y pasar la aduana, tomamos el tren interno del aeropuerto hasta la estación Jamaica Station (AirTrain JFK Red). Este tren hace un trayecto circular que empieza y acaba en Jamaica Station pasando por todas las terminales del aeropuerto. Además hay trenes en los dos sentidos así que si te equivocaras de dirección también terminarías en Jamaica Station aunque tardarías más.

Este tren es gratuito entre terminales, y solo se paga al salir de él para ir hacia la ciudad (o para llegar desde ella). Su precio son 5$ por trayecto.

Desde Jamaica Station hasta Times Square tomamos la línea de “E” del Metro (MTA Subway) dirección “World Trade Center” hasta la parada de la 7ª Av. con la 53 St., que nos dejó a menos de 5 minutos a pié de nuestro destino.

Este metro se coge en la estación “Sutphin Blvd – Archer Av” que comparte edificio con la de Jamaica Station, en realidad aunque se cambia de sistema de transporte (del tren al metro) no es más que un transbordo normal. El precio del billete de metro son 2.75$.

En total el trayecto no duró más de 1h15″ y costó 7,75$ por persona, con un solo transbordo. Probablemente menos tiempo que con cualquier otro transporte y muchísimo más asequible a cambio de caminar unos 15 minutos más con nuestras maletas.

Además, gracias a una empleada de MTA, nos ahorramos unos dólares. El sistema de pago de Metros y Autobuses en Nueva York funciona recargando una tarjeta que también debes adquirir la primera vez que la usas.

Al ir a pagar el AirTrain para salir del aeropuerto y entrar en el Metro, la empleada nos aconsejó comprar en el kiosco de enfrente de las taquillas y por 10$ la tarjeta de transporte (MetroCard) que luego usaríamos continuamente en el metro y que incluía: el coste de la tarjeta (1$), el coste del AirTrain (5$) y 2 billetes de metro (2,75$ x 2). Ahorro: 1,5$ por persona

El transporte público fue nuestra elección y creo que acertamos, por precio y por tiempo. Quizá si nuestro avión hubiera llegado de madrugada, la elección hubiera sido otra para no andar por los túneles del metro de Nueva York durante la madrugada.

De JFK a Nueva York

Itinerario: Ruta JFK – Times Square en Google Maps
Tren Aeropuerto: Airtrain Info
Metros y Autobuses: MTA

Deja un comentario